Hay ciertas leyes espirituales, o leyes naturales que te pueden ayudar a ser rico o pobre.

Esto trabaja de la siguiente forma: cuando te sientes rico, estás atrayendo a ti más riquezas, pero cuando te sientes pobre  estás atrayendo más pobrezas.

Entonces detente un poco y piensa; ¿cómo te sientes cuando piensas en tu relación con el dinero? ¿te sientes pobre o te sientes rico?

Todo está en la actitud

Si tu flujo de dinero es negativo, si  ganas menos de lo que gastas, automáticamente te vas a sentir pobre la mayoría del tiempo que pienses en dinero.  La mayoría de la gente con problemas de dinero o que tiene flujo negativo dice: “este es el problema, no hago suficiente dinero”

Pero la realidad es que eso no es verdad. La verdad es que tu actitud hacia el dinero es: atraer dinero, o restringir el flujo de dinero en tu vida.

Si tu deseo es ser más rico, saludable, feliz o inclusive menos frustrado, hasta ahorita tu pensamiento es de “tengo que tenerlo”, lo más probable es que esta mentalidad está bloqueando tu habilidad de tener lo que tú quieres en la vida.

Remueve este bloqueo desenganchándote de tus resultados y cambia tu actitud hacia el dinero y automáticamente, esto que deseas vendrá a ti. La realidad es que la vida es demasiado sencilla.

P.D. Comenta y dime tu opinión. ¿Piensas que saboteas tu actitud sobre el dinero? “Te veo” ¡en la sección de comentarios!

Con amor,

Prosperity & Life Coach
banner sesión estratégica